logo La Urdimbre
Revista
Sociedad
Ambiente
Cultura
Derechos.Humanos
Especiales
Salud
Vida urbana
Buscar
03/11/2013
Estudio de la consultora ibarómetro
Apoyo a la democracia y la redistribución de la riqueza
Nueve de cada diez argentinos sostienen que la democracia es el sistema de gobierno preferido, 7 de cada 10 señalan que debe apuntar a una sociedad con mejor distribución de la riqueza, y más de la mitad considera que Néstor Kirchner fue el mejor presidente de estos 30 años, según un estudio realizado por la consultora Ibarómetro.

El estudio, publicado hoy por Página/12, señala que la mayoría de la sociedad argentina percibe fuerte a las instituciones democráticas argentinas y descarta regresiones dictatoriales, al mismo tiempo que la amplia mayoría de los argentinos exhibe actitudes políticas compatibles con el sistema democrático.

Esta adhesión democrática se comprueba cuando el 91 por ciento de los encuestados dice que está de acuerdo con la frase “la democracia es preferible a cualquier otra forma de gobierno”, frente a un 8,4 por ciento que manifiesta que no está de acuerdo con esa afirmación.

En la encuesta de Ibarómetro, el 77 por ciento de los ciudadanos expresan sentimientos positivos sobre el acto de ir a votar. El 44 por ciento dice que lo hace con esperanza, el 20 por ciento con alegría y el 13 por ciento con orgullo.

Ignacio Ramírez, a cargo de la dirección del estudio, sostiene que “el dato de que en Argentina votar suscite sentimientos tan positivos resulta tan contrastante como alentador", y pone como ejemplo a democracias contemporáneas de otras regiones donde el voto está signado "por la apatía, la desconfianza y el cinismo".

El trabajo de Ibarómetro muestra que las opiniones están divididas en lo que significa el fondo de la democracia. Una mitad se orienta a decir que tiene que ver con la libertad de opinión o de elección de los representantes, pero la otra mitad se orienta hacia el igualitarismo, a tener igualdad de oportunidades y derechos básicos.

Sin embargo, cuando se pregunta específicamente cuál debe ser el objetivo de los políticos en democracia, 7 de cada 10 personas señalan que se debe apuntar a una sociedad más justa y una mejor distribución de la riqueza.

Acerca de los momentos más tristes en estos últimos 30 años, en el primer lugar en forma muy nítida aparece la crisis de 2001 (41,6%), seguida por la hiperinflación de 1989 (14,7%) y por el conflicto con las entidades del campo (11,5%).

En el ranking de expresidentes de los 30 años de democracia, Néstor Kirchner ocupa el primer lugar (53,6%) seguido por Raúl Alfonsín (33,7%). El menos apreciado es Fernando de la Rúa (0,6%).

“En la memoria colectiva de los argentinos –señala Ramírez–, Kirchner está vinculado con la superación de la crisis del 2001 –donde se cruzan las biografías personales con las historias colectivas– y la restitución de un rumbo mejor sintonizado con las aspiraciones de una sociedad más integrada y justa".

"Alfonsín retiene su lugar de figura-símbolo del retorno de la democracia e inaugurador del actual ciclo vigente. Existe un punto de contacto entre los dos ex presidentes más reconocidos por la sociedad argentina: la audacia rupturista que se les atribuye”, concluye Ramírez.

El trabajo de la consultora que dirige Doris Capurro publicado hoy por el matutino constó de 1200 entrevistas realizadas en todo el país, en los distintos estratos sociales, incluyendo habitantes de Capital Federal, el conurbano bonaerense, ciudades de gran densidad, hasta ciudades de menos de 40.000 habitantes. (fuente Télam)

Revista mensual gratuita La Urdimbre
Edición 174 - Julio 2017
Edición 173 -Junio 2017